Tema 2: ¿Qué es la IA estrecha y la IA general?

Las dos categorías principales de inteligencia artificial-Narrow AI (IA débil) y IA general (IA fuerte) — cada una con diferentes grados de capacidades y aplicaciones:

Los sistemas de IA que están especializados y tienen un pequeño campo de aplicación se conocen como IA estrecha. Aunque carecen de inteligencia general, algunos sistemas de IA son excelentes para llevar a cabo sus tareas previstas. Si bien la IA estrecha está diseñada para resolver problemas rápidamente e incluso puede superar a los humanos en esos campos especializados, no puede aplicar sus conocimientos o habilidades a trabajos que caen fuera de su dominio. Los sistemas de IA que están especializados y tienen un pequeño campo de aplicación se conocen como IA estrecha. Aunque carecen de inteligencia general, algunos sistemas de IA son excelentes para llevar a cabo sus tareas previstas.

Si bien la IA estrecha está diseñada para resolver problemas rápidamente e incluso puede superar a los humanos en esos campos especializados, no puede aplicar sus conocimientos o habilidades a trabajos que caen fuera de su dominio. Asistentes virtuales como Siri y Alexa son ejemplos de Narrow AI, ya que pueden interpretar y responder a las instrucciones de voz, pero no pueden llevar a cabo actividades no relacionadas con el procesamiento del lenguaje natural.

Otra ilustración es el software de reconocimiento de imágenes que se utiliza para tareas como el reconocimiento de objetos o faciales, pero no es capaz de razonamiento general o toma de decisiones. Asistentes virtuales como Siri y Alexa son ejemplos de Narrow AI, ya que pueden interpretar y responder a las instrucciones de voz, pero no pueden llevar a cabo actividades no relacionadas con el procesamiento del lenguaje natural.

Los sistemas de inteligencia artificial (IA) con inteligencia a nivel humano y la capacidad de comprender, recoger nueva información y llevar a cabo cualquier trabajo intelectual que una persona sea capaz se denominan IA general, también conocida como IA fuerte o inteligencia artificial general (AGI). En esencia, la IA general puede aplicar su intelecto a una variedad de actividades y áreas y tiene capacidades cognitivas que son comparables a las de una persona. La IA general, a diferencia de la IA estrecha, no está limitada a tareas predeterminadas y es capaz de aprender de las experiencias, adaptarse a nuevas circunstancias y razonar a través de problemas complejos.

La capacidad de transferir conocimientos y talentos de un campo a otro, así como su nivel de adaptabilidad e inventiva, van más allá de lo que la IA estrecha es capaz de hacer. Es vital tener en cuenta que la IA general sigue siendo solo una teoría y aún no está completamente desarrollada. El desarrollo de la IA general presenta importantes obstáculos científicos y técnicos, y los académicos todavía están investigando diferentes estrategias y procedimientos para lograr este objetivo desafiante.

En conclusión, la IA estrecha se refiere a los sistemas de IA especializados que sobresalen en las actividades, mientras que la IA general designa un tipo de IA que tiene inteligencia similar a la humana y puede llevar a cabo una variedad de tareas en una variedad de campos. Aunque la IA estrecha es ampliamente utilizada en aplicaciones hoy en día, la IA general sigue siendo un objetivo para el futuro y es objeto de estudio e investigación en curso en el campo de la inteligencia artificial.

Cuestionarios